fbp

Reconozca los riesgos ocultos de los medicamentos de venta libre

Hidden Risks of OTC Medications

Parece que no puede sacudir esa migraña persistente, así que toma el ibuprofeno del botiquín. El estrés laboral lo mantiene despierto por la noche, así que recurre a una ayuda para dormir que le promete ocho horas de dichoso descanso. Puede tomar estos medicamentos sin dudarlo porque asume que su disponibilidad en los estantes de los supermercados y farmacias garantiza su seguridad.

El costo relativamente bajo y la conveniencia de los medicamentos de venta libre (OTC) alientan a las personas a autodiagnosticarse y autotratarse sin tener que visitar nunca a un médico para una evaluación y/o prescripción. PR Newswire cita datos que estiman que el 81 por ciento de los adultos en los Estados Unidos recurren a los medicamentos de venta libre para tratar condiciones menores. De hecho, el creciente mercado de los medicamentos de venta libre puede llegar a más de 491,000 millones de dólares en el 2024.

Sin embargo, los productos de venta libre no están necesariamente libres de riesgos. Si bien nuestra práctica no representa necesariamente a las personas perjudicadas por tomar estos productos, las consecuencias no deseadas del uso de remedios de venta libre han afectado a muchos de nuestros clientes y sus familias. Contacte las Oficinas Legales de George Salinas para obtener más asesoramiento legal.

Los consumidores asumen que los medicamentos de venta libre son seguros

El Manual de Merck explica que la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos considera estos factores al determinar si una compañía farmacéutica debe poner un producto a la venta sin receta:

  • ¿Puede el consumidor medio autodiagnosticarse y tratar la condición sin consultar a un profesional de la salud?
  • ¿Qué consecuencias puede tener el uso o el mal uso del medicamento? ¿Los beneficios superan a los riesgos? ¿Existe la posibilidad de que la droga cree hábito?
  • ¿El etiquetado del envase proporciona instrucciones y advertencias adecuadas y fáciles de entender?

Los consumidores entienden implícitamente que los medicamentos de venta libre deben cumplir ciertas normas federales de seguridad. Debido a esto, en su carrera hacia el bienestar, las personas pueden hacer caso omiso de las instrucciones y advertencias de las etiquetas, así como subestimar los efectos nocivos de algunos medicamentos de venta libre.

Esté atento a los efectos secundarios, las alergias y las interacciones

FamilyDoctor.org explica que los medicamentos de venta libre pueden tener efectos secundarios que van desde náuseas leves hasta sangrado en el tracto digestivo. Algunos usuarios también pueden experimentar picazón, urticaria o problemas respiratorios, todo lo cual puede indicar una reacción alérgica. Si usted o un miembro de su familia sufre un efecto secundario inesperado o una reacción alérgica a un medicamento de venta libre, debe consultar inmediatamente a un profesional médico.

Los consumidores pueden descubrir que su medicamento de venta libre interactúa con un medicamento de venta con receta u otro medicamento de venta libre que estén tomando. Debe leer las etiquetas para saber el ingrediente activo de todos sus medicamentos. Los nombres de marca no necesariamente revelan el ingrediente activo, y los consumidores pueden ingerir inadvertidamente más de un medicamento al combinar productos que tienen el mismo ingrediente activo.

También puede experimentar una reacción adversa si toma medicamentos con ingredientes activos que funcionan en oposición a otros o medicamentos que afectan la forma en que su cuerpo procesa otros medicamentos. La combinación de medicamentos y productos «no medicinales», como vitaminas o suplementos herbales, puede desencadenar efectos secundarios o hacer que el medicamento sea ineficaz. Los alimentos también pueden afectar la capacidad de su cuerpo para procesar los remedios de venta libre, por lo que debe prestar atención a las instrucciones que le aconsejan si debe tomar un determinado medicamento antes o después de comer.

Los medicamentos de venta libre presentan un riesgo de abuso

Las personas pueden subestimar la toxicidad de los medicamentos de venta sin receta y tomar más de la dosis recomendada apresuradamente para terminar con su dolor. Como señala USA Today, las personas pueden experimentar una toxicidad involuntaria o consecuencias para la salud por los analgésicos comunes de venta libre.

El Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas explica que el mal uso de un medicamento de venta libre puede ocurrir si alguien toma el medicamento de una manera o dosis inconsistente con las instrucciones de la etiqueta. Además, algunos medicamentos de venta libre tienen ingredientes activos que pueden invitar al mal uso intencional, ya que algunas personas los buscan para su uso recreativo. Muchos supresores de la tos de venta libre, por ejemplo, contienen un ingrediente activo que puede desencadenar alucinaciones en algunas personas y causar adicción.

Si está tomando un medicamento de venta libre, guarde esa bebida para otro momento

Aunque su cuerpo puede tolerar una ayuda para dormir, debería pensarlo dos veces antes de acompañar esa ayuda con un vaso de vino. La AAA explica que la combinación de alcohol y cualquier droga, incluyendo las de venta libre, puede intensificar los efectos de ambas sustancias, llevando a consecuencias impredecibles.

El uso de productos de venta libre puede resultar en la conducción bajo los efectos de las drogas

Los medicamentos de venta libre pueden afectar a su capacidad para conducir con seguridad. La Administración Nacional de Transporte y Seguridad en las Carreteras aconseja que si una etiqueta advierte sobre la operación de maquinaria pesada, eso significa que también debe tener cuidado al conducir un vehículo motorizado. Algunos productos pueden tener sólo efectos secundarios a corto plazo, pero el remedio para dormir que toma por la noche puede tener efectos secundarios que perduran hasta la mañana siguiente. No se ponga al volante de su automóvil si su medicamento de venta libre le produce somnolencia o le provoca mareos, visión borrosa o incapacidad para concentrarse.

Todos los estados imponen sanciones penales a las personas que conducen en estado de intosicación. La ley del estado de Texas, por ejemplo, define la intoxicación como el deterioro de las capacidades mentales o físicas debido al «alcohol, una sustancia controlada, un medicamento, una droga peligrosa, una combinación de dos o más de esas sustancias o cualquier otra sustancia». El Departamento de Seguridad Pública de Texas explica que esta amplia definición permite a los fiscales acusarlo de conducir bajo la influencia de drogas si conduce en estado de ebriedad, incluyendo algunos medicamentos de venta libre.

¿Cómo se protege a sí mismo y a su familia?

Los expertos recomiendan medidas prácticas que pueden ayudar a protegerlo a usted y a su familia, incluyendo las siguientes:

  • Lea las etiquetas de todos sus medicamentos de venta libre y siga las instrucciones de dosificación, a menos que su médico le indique lo contrario. Las etiquetas incluyen información importante sobre la dosis y las posibles interacciones con otros medicamentos. Si no entiende una advertencia o información sobre los efectos secundarios adversos, hable con un médico o farmacéutico. Los farmacéuticos suelen estar dispuestos a informarle sobre los productos de venta libre y cómo usarlos (y no usarlos). KnowYourOTCs.org ofrece consejos sobre cómo leer las etiquetas.
  • Si toma un medicamento de venta con receta, hable con su profesional de la salud antes de tomar un producto de venta sin receta al mismo tiempo. Cuando su médico le pregunte, haga una lista honesta de todos los demás productos que consume. Incluso las vitaminas y los suplementos herbales pueden tener interacciones indeseables con los medicamentos de venta libre.
  • FamilyDoctor.org aconseja que si le está dispensando medicamentos de venta libre a su hijo, use una taza, cuchara o jeringa medidora calibrada para asegurar la dosis adecuada.
    En el mejor de los casos, el uso responsable de los productos de venta libre puede ayudarlo a aliviar sus síntomas de una manera conveniente y rentable. En el peor de los casos, la facilidad para comprar estos productos puede llevarle a subestimar su poder. La Agencia Antidrogas de los Estados Unidos también ofrece recursos para el uso seguro de los medicamentos de venta libre.
Share