fbp

Los impactos físicos y mentales del estrés

Impactos del estrés en la salud

El país y el mundo se enfrentan a tiempos de cambios monumentales e incertidumbre. Esta incertidumbre crea nuevas preocupaciones y cambios significativos para muchos individuos y familias. En tiempos de cambio, ayuda a entender cómo el aumento del estrés puede afectar a la salud mental.

Siga leyendo para conocer las repercusiones del aumento del estrés y los recursos que existen para ayudar a combatir los efectos negativos del estrés.

Los efectos del estrés en el cuerpo y la mente

Aunque las personas pueden sufrir diferentes niveles de estrés y pueden tener diferentes reacciones, casi todo el mundo está familiarizado con el estrés. El Estudio sobre el estrés en Estados Unidos de la Asociación Psicológica Americana muestra que los niveles generales de estrés del estadounidense medio se mantienen constantes año tras año, identificándose los principales factores de estrés como el trabajo y el dinero.

En una escala del uno al diez, los estadounidenses indican que un nivel de estrés normal debería ser inferior a un cuatro, pero la calificación media de estrés se acerca a un cinco. El Instituto Americano de Estrés informa que un sorprendente 82 por ciento de los trabajadores de EE.UU. informan que sufren de estrés relacionado con el trabajo, lo que resulta en una pérdida de 300 mil millones de dólares al año en diversos efectos económicos como la disminución de la productividad de los trabajadores, tiempo perdido en el trabajo, enfermedades y gastos médicos.

Dados estos altos niveles de estrés, es importante entender los impactos que el estrés puede tener en el cuerpo y la mente.

Impactos físicos del estrés

El estrés puede causar una amplia gama de impactos físicos en el cuerpo de una persona, incluyendo:

  • Dolores de cabeza como los dolores de cabeza por tensión;
  • Tensión y dolor muscular;
  • Dificultad para respirar debido a la tensión de los músculos del pecho y la espalda;
  • Presión arterial alta debido a la liberación de las hormonas del estrés, cortisol y adrenalina;
  • Mayor riesgo de ataque cardíaco debido al aumento de la frecuencia cardíaca y la presión arterial;
  • Problemas digestivos como náuseas, estreñimiento, síndrome de intestino irritable y reflujo ácido debido al aumento de la producción de ácido estomacal;
  • Problemas de fertilidad y períodos perdidos debido a las fluctuaciones hormonales y a la interferencia del estrés en los sistemas reproductivos;
  • Sistemas inmunes debilitados, dejando a los individuos más propensos a las infecciones; y
  • Alto nivel de azúcar en la sangre y mayor riesgo de diabetes de tipo 2 debido a la liberación de glucosa adicional en el torrente sanguíneo.
    Dada la amplia gama de los impactos físicos del estrés, puede ser difícil determinar si determinados síntomas son causados por el estrés. Sin embargo, la reducción del estrés seguramente tendrá un impacto físico positivo.

Impactos mentales del estrés

Los estadounidenses se sienten cada vez más desamparados a la hora de manejar el estrés en sus vidas y los investigadores nos consideran una de las poblaciones más estresadas del mundo. En el 2019, casi el 60 por ciento de los adultos estadounidenses indicaron que necesitaban más apoyo emocional del que recibían. Esto no es una sorpresa dado el moderno mercado laboral, los medios sociales y todas las demás fuentes de presión con las que los adultos de los Estados Unidos lidian a diario.

San Antonio Personal Injury Lawyer

Los estudios han demostrado que el estrés puede alterar los circuitos cerebrales de manera que puede tener efectos a largo plazo en la salud mental. Se ha demostrado que el estrés causa o empeora lo siguiente:

  • Ansiedad;
  • Inquietud;
  • Falta de motivación o concentración;
  • Irritabilidad o ira; y
  • Tristeza o depresión.
    El estrés puede tener un impacto significativo en la salud mental porque interrumpe las estrategias de afrontamiento saludables que normalmente ayudarían a mantener el estado de ánimo de un individuo. También crea un ciclo peligroso, porque sin el alivio de esas estrategias de afrontamiento saludables, el estrés de una persona puede seguir aumentando.

Las estadísticas sobre el estrés y la salud mental dejan claro que este es un problema para muchos. Según la Fundación de Salud Mental, el 74% de las personas se han sentido tan estresadas que se sienten abrumadas o no pueden hacer frente, y el 51% de los adultos estresados se sintieron deprimidos mientras que el 61% se sintieron ansiosos. Los impactos mentales del estrés también tienen repercusiones financieras, ya que la depresión genera 51 mil millones de dólares en costos laborales debidos al ausentismo y 26 mil millones de dólares en costos de tratamiento.

Dada la amplia gama de impactos del estrés, es importante comprender cómo se pueden manejar y mitigar los impactos del estrés en la propia vida.

Reducir el estrés

Los impactos del estrés en el cuerpo y la mente son profundos, por lo que es importante desarrollar hábitos de afrontamiento para lidiar con el estrés.

El Instituto Nacional de Salud Mental recomienda tomar las siguientes medidas para hacer frente al estrés y mitigar cualquier efecto negativo:

  • Estar atento: Sea consciente de las respuestas de su cuerpo al estrés, como la dificultad para dormir o el aumento de la irritabilidad. Esto le ayudará a identificar y abordar más rápidamente los factores de estrés en su vida.
  • Hable con profesionales: Sea proactivo al plantear sus preocupaciones sobre sus niveles de estrés a su proveedor de atención médica. Ellos pueden ayudarle a identificar qué tipo de apoyo médico adicional, si es que lo hay, necesita para manejar su estrés.
  • Haga ejercicio: El ejercicio es una excelente forma de reducir el estrés, mejorar el estado de ánimo y mejorar la salud.
  • Relájese: Puede parecer más fácil decirlo que hacerlo, pero es importante identificar qué actividades le resultan relajantes y priorizar su inclusión en el día. Considere la posibilidad de explorar la meditación o los ejercicios de respiración y hacerlos una parte regular de su horario.
  • Priorice: Para ayudar a reducir la sensación de responsabilidad abrumadora, priorice sus responsabilidades y establezca objetivos alcanzables.
  • Conéctese: No se distancie de su red de apoyo. Manténgase en contacto con sus amigos y familiares y pida ayuda cuando la necesite.
    Además de lo anterior, la Asociación Americana del Corazón recomienda dormir lo suficiente. Dormir lo suficiente puede ayudarle a sentirse menos abrumado.

Recursos para controlar el estrés

Si bien puede ser útil comprender los efectos del estrés y algunos consejos para controlarlo, muchas personas que se enfrentan a situaciones estresantes o a sus efectos pueden necesitar un apoyo más inmediato.

Si se encuentra en este escenario, considere una o más de las siguientes opciones:

  • Considere la terapia de masaje o la acupuntura.
  • Busque un terapeuta en su área que se especialice en el manejo del estrés.
  • Si tiene problemas de abuso de sustancias, comuníquese con la línea de ayuda de la Administración de Servicios de Salud Mental y Abuso de Sustancias (Substance Abuse and Mental Health Services Administration) al 1-800-662-HELP.
  • Línea Nacional de Prevención del Suicidio: Para obtener ayuda inmediata en una crisis, comuníquese con la línea gratuita al 1-800-273-8255 en cualquier momento.
    Si se encuentra lidiando con el estrés en su vida, no necesita hacerlo solo. Tienes opciones de ayuda y esperamos que las aproveche.
Share